Suscríbete
 
 

Categoria: 

Los inventarios en la industria nacional de alimentos, están en cero, porque al no haber materias primas, no hay producción en proceso y lo poco que se produce se distribuye inmediatamente, aseguró Freddy Cova, miembro del Consejo Consultivo de la Cámara Venezolana de la Industria de Alimentos (Cavidea). Así lo reseña elimpulso.com

Por Juan B. Salas

Asimismo recordó que de acuerdo con las regulaciones, aquella empresa que tenga en sus depósitos un inventario de más de cinco días, le cae encima la Superintencia de Precios Justos (Sundde) y los acusan como acaparadores.

Advierte que el panorama en el sector venezolano de alimentos, es muy grave, muy incierto, por cuanto la caída en la producción de alimentos, desde el año 2015 hasta la fecha, está en el orden del – 40 %, sin tomar en consideración los primeros meses de este año, que es de un 15 % o 17 %, afirmando que hace dos años dejaron de entregar al mercado del país, alrededor de un 40 % de lo que producían las industrias, lo que ha generado la crisis alimentaria que en estos momentos vive el país.

-Y esto es lógico, no hay producción y tampoco importaciones, lo que nos puede conducir a situaciones de escasez mucho más graves-, aseguro Cova.

Precisó que en las reuniones del Consejo Nacional de Economía Productiva, se realizan las mesas de trabajo, se hacen planteamientos como la carencia de empaques, plástico, no hay tapas, no hay latas, no hay materias primas, no hay comida para los animales, los funcionarios prometen que revisarán la situación.

– El problema se debe básicamente al déficit de divisas, si no se entregan las divisas a las empresas para que traigan la materia prima, no habrá producción; si no pagas la deuda a los proveedores externos de la industria de alimentos, estimada en US$ 3.000 millones, los proveedores no suministrarán los insumos, porque las líneas de crédito se perdieron, de allí que lo cierto es que estamos entrampados-, afirmó.

En cuanto a la escasez de pan que se registra en el país, advierte que ello se debe a que el gobierno no está importando trigo en cantidades suficientes para atender la demanda, advirtiendo que la ocupación de las panaderías, propuesta por el gobierno, lejos de resolver el problema lo agudizará.

Fuente: La patilla

Publicidad